Los estiramientos de músculos son claves para prevenir dolores y lesiones musculares. Los deportistas lo saben bien. Antes de hacer un ejercicio físico intenso, es preciso realizar estiramientos dinámicos para preparar el cuerpo para la acción. Y tras él, para reducir la tensión muscular. Pero toda persona puede beneficiarse realizando ejercicios de estiramiento muscular para mejorar su condición física y prevenir molestias y daños musculares.

Diferentes disciplinas incluyen ejercicios de estiramiento muscular claves para una mejor condición física. También para una mayor calidad de vida. Entre ellas, destacan el yoga y pilates. Cada persona según su edad, estado de salud y forma física puede aprovechar los beneficios de los estiramientos de músculos mediante distintas técnicas y ejercicios.

Beneficios de los estiramientos de músculos

Prevención de lesiones

Realizar estiramientos musculares como ejercicio físico ayuda a prevenir lesiones. Y lo hace de diferentes modos. Por un lado fomenta la flexibilidad muscular, algo esencial para evitar roturas por movimientos bruscos o malas posturas. También para mejorar su fortaleza. Por otro, previene el acortamiento del músculo. Esto es preciso para que disfrute de una mejor movilidad. Y, a su vez, permite  un mayor rango de movimientos sin daños en el músculo.

Contribuye a la reducción del dolor muscular

Los estiramientos de músculos realizados mediante disciplinas como el pilates y el yoga mejoran la flexibilidad, al tiempo que contribuyen a corregir la postura. Además, también ayudan a reducir la tensión muscular.

Todas estas cuestiones son esenciales para evitar molestias y dolores musculares. Por ello es importante realizar estiramientos de músculos orientados a mejorar estos aspectos de forma habitual. Especialmente si ya sufres estos problemas y quieres combinar la terapia con la proactividad para su reducción.

Además, los estiramientos musculares favorecen el adecuado incremento de la distribución de nutrientes y sangre a los músculos. Esto ayuda a reducir el dolor muscular a corto y medio plazo.

Ayuda a reducir la fatiga muscular

Cuando una persona poco habituada al ejercicio físico tiene que hacer un esfuerzo muscular importante, se provoca la rápida formación de ácido láctico. Este también se produce en gran medida cuando un deportista se excede en la práctica de ejercicio físico. En sendos casos, realizar estiramientos de músculos contribuye a la reducción de la cantidad de ácido láctico presente en los músculos.

Esto, a su vez, supone una disminución de la sensación de fatiga muscular. Algo que es clave para un mayor bienestar de la persona.

Contribuye a la reducción de la tensión física y mental

Ello implica una mayor relajación a ambos niveles, físico y mental. De esta manera, los estiramientos contribuyen a evitar malestar, dolores y lesiones provocados por sobrecarga. Si sufres estrés, está afectando a tu salud muscular y es causa de dolores, sin duda alguna realizar estiramientos dinámicos te ayudará a sentirte mejor.

Mejora el desempeño de actividades físicas específicas y la movilidad en la vida diaria

Estirar los músculos mejora la movilidad y el desempeño de las actividades físicas y diarias.

Como ya hemos mencionado, los estiramientos mejoran la flexibilidad y el rango de movilidad de los músculos. Los hacen más largos y fuertes. Todo ello favorece el buen desempeño físico en actividades deportivas y cotidianas. Y lo hace con un menor riesgo de lesiones musculares.

Cómo realizar estiramientos de músculos de forma segura

Busca ayuda para aprender a estirar la musculatura

Las clases dirigidas de pilates o yoga son un buen punto de partida. Contarás con la ayuda de un profesional que te aconseje, corrija y dirija. Y aprenderás las técnicas, movimientos y claves para realizar estiramientos de músculos de forma adecuado a lo largo de tu vida para aprovechar todos sus beneficios.

No fuerces los músculos y evita el dolor

No sobrepases ese límite, pues no solo es innecesario sino que es contraproducente para los beneficios que deseas disfrutar. Realizar este tipo de estiramientos debe ser más placentero que molesto. Y, por supuesto, en ningún momento deberá ser doloroso.

Coordina respiración y movimiento

De este modo, favorecerás el estiramiento así como el mejor flujo sanguíneo y el aporte de nutrientes a los músculos. También te ayudará a alcanzar un mejor equilibrio físico y mental.

¡No te compares con nadie!

Si practicas técnicas de estiramiento dinámico o estático en grupo, no debes compararte con nadie. Cada persona tiene distintas capacidades y necesidades. Lo importante es que te sientas bien y aproveches los beneficios de estos. No hasta dónde llegas o dejas de hacerlo.

Si te preocupa tu salud física, quieres reducir la sensación de dolor muscular y prevenir lesiones mejorando tu bienestar, valora practicar estiramientos de músculos a través del yoga o el pilates. En nuestra clínica puedes practicar sendas disciplinas en un buen ambiente y con guía profesional. Disfrutarás de una mejor calidad de vida tanto a nivel físico como mental e incluso espiritual.